Lo más llamativo del Foro Económico Internacional de Yalta, que tiene lugar en Crimea, es la inusual presencia de parlamentarios europeos, así lo señalan los periodistas rusos. Estos políticos pertenecen en su mayoría a las fuerzas de oposición de sus países.

El alcalde adjunto de la ciudad austriaca de Linz, Detlef Wimmer, explicó en su visita a Crimea: “Linz es una de las zonas económicas más importantes de nuestro país. En el Parlamento de nuestra ciudad firmamos una resolución contra las sanciones europeas antirrusas. Avanzamos en nuestra posición paso a paso. Las sanciones solo empeoran la situación, provocando sanciones de respuesta. Es mucho mejor comunicarse, trabajar juntos y permanecer lo más neutral posible”.

El partido Alternativa para Alemania también aboga por la abolición de las sanciones. Uno de los representantes de este partido presente en el Foro de Yalta, Waldemar Gerdt, explicó al portal ruso BFM.ru sus razones para visitar Crimea.

“Estoy aquí porque sé que el destino de la seguridad del continente europeo se está decidiendo aquí. La seguridad solo se puede crear cuando pequeñas y medianas empresas comienzan a comunicarse y trabajar juntas. Mientras los hombres de negocios, los políticos, los niños, la cultura cruzan las fronteras, no serán cruzadas por tanques, por lo que este es un mensaje económico, político y universal”, señaló Gerdt.

Por su parte, la delegación italiana está compuesta en su mayoría por empresarios. Algunos de ellos aprovecharon las primeras horas del Foro (YIEF, en inglés) para firmar memorandos de cooperación con sus contrapartes rusas.

“Nuestra tarea es hablar sobre la situación real en Crimea e instar a los empresarios italianos a cooperar con Rusia, a pesar de las sanciones. Dentro de una hora voy a reunirme con un amigo que comenzó a cultivar fresas en Simferópol y esta producción fue posible gracias al apoyo de una empresa italiana”, sostuvo Stefano Valdegamberi, miembro del Parlamento de la región italiana de Veneto.

De acuerdo con la información de la periodista de BFM.ru Alexandra Sídorova, la mayoría de los participantes extranjeros del YIEF proviene de Siria. Alrededor de 80 políticos de este país, encabezados por el ministro de Economía y Comercio Exterior, Samer Jalil, llevaron a Crimea árboles de olivo de Damasco.”Este es un regalo del pueblo sirio. Esto consolidará la amistad y cooperación entre Siria y Rusia para siempre; seremos hermanos y una sola familia”, indicó un miembro de la delegación a la agencia Riafan.

Inicialmente, se tenía planeado que la delegación siria en Yalta fuera dirigida por el primer ministro Imad Jamis, pero el político se vio obligado a cancelar su visita a Rusia debido al ataque de EEUU, el Reino Unido y Francia.

Fuente: sputniknews.com
Anuncios