La erupción del Volcán de Fuego el pasado 3 de junio se cobró la vida de al menos 110 personas en Guatemala. Y ahora también amenaza al presidente, Jimmy Morales.

Miles de personas salieron a las calles la noche del sábado a exigir la renuncia del mandatario, a quien acusan de haber gestionado mal el desastre que también dejó 197 desaparecidos, 54 heridos y más de 1,7 millones los afectados.

El gobierno guatemalteco ya anunció una investigación para determinar si los protocolos adecuados se implementaron durante el desastre.

 

Fuente: bbc.com