El relator Especial sobre los Derechos Humanos de la ONU, Idriss al Jazairi, afirmó que las sanciones económicas impuestas contra Siria tienen terribles repercusiones en la vida de los civiles.

Al Jazairi, quien presentó su informe sobre las repercusiones de tales medidas ante el Consejo de Derechos Humanos de la ONU en Ginebra, confirmó que esta política ha llevado a la destrucción de la economía nacional.

Según el funcionario, el embargo financiero estadounidense impidió la llegada de alimentos, medicinas y repuestos para bombas y generadores eléctricos.

Con respecto a las medidas restrictivas impuestas al sector médico, Al Jazairi aclaró que Siria ha podido brindar atención sanitaria gratuita e integral a su pueblo.

Pero ahora -añadió- tiene cantidades limitadas de medicamentos, y no puede cubrir las necesidades sanitarias de las personas, ni importar medicinas de los países árabes.

Estados Unidos, algunos aliados occidentales, así como otras naciones árabes, aplicaron sanciones sucesivas a Siria, incluido el embargo financiero de Washington para impedirle a Damasco la libertad de importar y exportar.

 

Fuente: almayadeen.net

Anuncios