Miembros del Partido Demócrata e incluso republicanos rechazaron este miércoles (03.10.2018) las afirmaciones en tono burlesco realizadas por el presidente de Estados Unidos, Donald Trump, contra una de las presuntas víctimas de abusos sexuales por parte de Brett Kavanaugh, el candidato del mandatario a cubrir la plaza vacante en al Tribunal Supremo.

El martes en la noche, Trump participó en un acto en Southaven (Misisipi), donde imitó una parte del testimonio de Christine Blasey Ford ante el Comité de Justicia del Senado, desatando la risa de los presentes. “Tomé una cerveza, sí, tomé una cerveza, bueno… no, fue una cerveza… ‘¿Cómo llegó a casa?’ No me acuerdo. ‘¿Cómo llegó ahí?’ No me acuerdo. ‘¿Hace cuántos años fue?’ No sé”, dijo Trump.

El senador republicano Jeff Blake, un voto clave en la próxima votación que definirá si Kavanaugh accede al cargo, criticó duramente al mandatario. “No hay tiempo ni lugar para comentarios como ese”, dijo en una entrevista con la cadena NBC. “Discutir algo así de sensible en un acto político sencillamente no es correcto, no está bien. Quisiera que no lo hubiera hecho. Sólo diría que es algo espantoso”, expresó.

“Enumeración de hechos”

Otra legisladora republicana, Susan Collins, se sumó a las críticas. “Los comentarios del presidente son completamente impropios”, aseguró Collins, una de las voces moderadas dentro de las filas conservadoras y que podría ser decisiva para que los republicanos alcancen o no el voto a favor de al menos la mitad del Senado, donde su partido tiene 51 de los 100 escaños.

La demócrata Kamala Harris, del Comité de Justicia que acogió la audiencia sobre las acusaciones contra Kavanaugh, salió rápidamente a defender a Ford. “La doctora Ford es un ejemplo de coraje. Ella sabía a lo que se exponía cuando dio un paso adelante, pero habló porque sintió que era su deber civil. Merece algo mejor que esto”, dijo la senadora.

La portavoz de la Casa Blanca, Sarah Sanders, aclaró que los dichos de Trump no eran una burla, sino una “enumeración de hechos”. “El testimonio de la doctora Ford fue convincente, pero no se puede tomar una decisión basada en las emociones, tiene que basarse en los hechos”, dijo Sanders a periodistas. “Difiero en que esto sea otra cosa que el presidente enumerando los hechos”, agregó.

 

Con información de dw.com

Anuncios