El embajador saudí en EE.UU., Jaled bin Salman, abandona Washington por segunda vez en medio de una gran controversia por el asesinato de Jamal Khashoggi.

La página web estadounidense Al-Monitor informó el jueves la noticia citando un mensaje que la embajada saudí le remitió: “El embajador asistirá a la Fórmula E que tiene lugar en las afueras de Riad (capital saudí) y planea regresar después”, comunicó una portavoz del centro diplomático de Riad en Washington, capital de EE.UU.

Jaled bin Salman, el hermano menor del príncipe heredero saudí, Muhamad bin Salman, salió en octubre de Washington luego de que la Fiscalía saudí confirmara el papel de la casa real en el asesinato del columnista disidente en el consulado del reino árabe en la ciudad turca de Estambul, aunque el príncipe embajador negó fuertemente esta versión.

Sus explicaciones no consiguieron convencer a un grupo de legisladores estadounidenses, entre ellos el republicano Bob Corker, presidente del Comité de Relaciones Exteriores del Senado, que acusó a Jaled de mentir cuando la casa real saudí no ofreció pruebas en vídeo sobre el asesinato del periodista de The Washington Post.

Luego, Corker presentó un borrador de la resolución que fue aprobada el jueves por el Senado y señala al príncipe heredero saudí como el responsable de la muerte de Khashoggi.

Jaled bin Salman regresó a finales de noviembre para asistir al funeral del expresidente de Estados Unidos, George H.W. Bush. El diario británico Financial Times dio a conocer el miércoles que él se prepara para dejar su puesto actual en diciembre y convertirse en el transcurso de este mismo mes en asesor de seguridad nacional, alimentando las especulaciones de que él pudo haber dejado para siempre su puesto en Washington.

El presidente de EE.UU., Donald Trump, a pesar de los hallazgos de la Agencia Central de Inteligencia estadounidense (CIA, por sus siglas en inglés), se niega a vincular a Bin Salman con el asesinato de Khashoggi, por lo que los senadores estadounidenses han propuesto investigar a fondo los lazos de Trump con Riad.

 

Fuente: hispantv.com

Anuncios