España registró 932 nuevas muertes por coronavirus en las últimas 24 horas, por lo que su cifra de fallecimientos asciende a 10.935, según el balance ofrecido este viernes por el Ministerio de Sanidad.

Es el segundo día consecutivo que se supera la barrera de los 900 muertos diarios, después de que se llegara a 950, el récord máximo en 24 horas en este país, segundo del mundo después de Italia​ en número de fallecidos debido a la pandemia de la COVID-19.

En términos porcentuales la tendencia continuó su gradual descenso y se ubicó en 9,3%, luego haber alcanzado el 27% la semana pasada. Por ello, las autoridades sanitarias españolas afirman que se alcanzó o incluso se puede estar superando ya el pico de la epidemia.

Con los 7.472 nuevos infectados en el último día superó por primera vez a Italia en cantidad total de contagios, con 117.710​, aunque con una pequeña ralentización respecto al jueves.

Las regiones más golpeadas siguen siendo la de Madrid, con algo más del 40% de los fallecidos (4.483), y Cataluña (2.335).

Las dos zonas siguen con las urgencias de numerosos hospitales saturadas por la fuerte afluencia de enfermos, lo que ha llevado a los sanitarios, según numerosos testimonios, a restringir los ingresos y privilegiar a quienes tengan un mejor historial clínico.

Los españoles están confinados desde el 14 de marzo, por decreto del gobierno, y lo seguirán al menos hasta el 11 de abril. Esta semana y la próxima están igualmente paralizadas todas las actividades “no esenciales”, lo que ha frenado aún más los movimientos de la población.

El gobierno decidirá en los próximos días si prolonga el confinamiento, dijo el jueves el ministro de Interior, Fernando Grande-Marlaska, señalando que el objetivo sigue siendo disminuir los contagios para no colapsar el sistema sanitario.

 

Fuente: clarin.com