De acuerdo con las previsiones meteorológicas, el ciclón estará unas horas sobre India y se desplazará hacia Myanmar. Lleva vientos sostenidos de hasta 165 kilómetros por hora y ráfagas de hasta 185 kilómetros por hora.

Pasado el mediodía de este miércoles 20 de mayo, el ciclón Amphan tocó tierra en India y Bangladesh, lo que obligó a más de tres millones de personas a evacuar sus viviendas. El fenómeno llegó a las costas con ráfagas de viento de hasta 185 kilómetros por hora tras debilitarse de la categoría “súper ciclón” a la de “extremadamente severo”.

De acuerdo con el Departamento de Meteorología de India, “Amphan está cruzando la costa de Bengala entre Digha y las islas Hatiya (Bangladesh), cerca de los Sundarbans. El proceso para tocar tierra comenzó a las 14.30 horas (hora local) y continúa, tardará unas dos o tres horas en completarse”.

Se trata de uno de los ciclones más potentes en golpear la región en los últimos años. El director de la Fuerza Nacional de Respuesta a Desastres de India indicó que “cerca de 658.000 personas han sido evacuadas” en los estados de Bengala Occidental y Odisha.

Por su parte, representantes del Programa de Preparación ante los Ciclones de Bangladesh, resaltó que 2,4 millones de residentes del sur del país fueron trasladados a 14.636 refugios habilitados por las autoridades.

Ahmadul Haque, director administrativo del programa indicó a la Agencia EFE que “uno de nuestros voluntarios ha desaparecido, y tememos que haya muerto. Desapareció cuando su barco se hundió mientras llevaba a algunas personas a un refugio en la zona de Kalapara, del distrito de Patuakhali”.

El impacto por la llegada del ciclón Amphar

El ciclón lleva vientos sostenidos de entre 155 y 165 kilómetros por hora y ráfagas que alcanzan los 185 kilómetros por hora. Desde su llegada a las costas, el fenómeno destruyó numerosas casas de barro y causó deslizamientos, además de provocar inundaciones en varios sectores costeros.

Mrutyunjay Mohapatra, director del Departamento de Meteorología de India, señaló que la marejada ciclónica podría aumentar a unos cinco metros en el delta de Sundarbans, hogar de alrededor de cuatro millones de personas y lugar que aloja los bosques de manglar más grandes del mundo.

Entretanto, En el distrito bangladesí de Bhola, un hombre de 70 años falleció por la caída de un árbol. En ese país, hay especial preocupación por los cultivos, los animales y las tierras fértiles que podría arrasar el ciclón.

Por otra parte, funcionarios del Gobierno de Bangladesh destacaron que trasladaron a albergues a cientos de refugiados rohingya, que residen en una isla propensa a las inundaciones en la Bahía de Bengala

 

Por Valentina T. Sánchez

Fuentes: france24.com / cnn.com / dw.com / mathrubhumi News / CRUX