En Inglaterra, un medicamento redujo hasta 35% la mortalidad en pacientes graves de coronavirus

Investigadores ingleses anunciaron este martes la primera evidencia de que un medicamento reduce de manera importante la mortalidad en pacientes graves de coronavirus​. Se trata de un esteroide “barato” llamado dexametasona que redujo “hasta en un tercio” la mortalidad en enfermos hospitalizados con cuadros graves de la enfermedad.

El estudio es una prueba importante y estricta que asignó al azar a 2.104 pacientes el medicamento y los comparó con 4.321 pacientes que solo recibieron la atención habitual.

El medicamento se administró por vía oral o por vía intravenosa, y después de 28 días, había reducido las muertes en un 35% en pacientes que necesitaban tratamiento con máquinas de respiración y en un 20% en aquellos que solo necesitaban oxígeno suplementario. No pareció ayudar a pacientes con cuadros leves de Covid-19.

“Este es un resultado extremadamente positivo”, dijo el líder del estudio, Peter Horby, de la Universidad de Oxford.

 

Empresa china anuncia que su vacuna contra el coronavirus tiene una eficacia de más del 90 %

CoronaVac, una vacuna inactivada contra el nuevo coronavirus –es decir, desarrolada a partir del SARS-CoV-2 ya muerto– y elaborada por la farmacéutica china Sinovac, es eficaz y segura, según los resultados preliminares publicados este domingo.

Conforme a un comunicado de la compañía, en esas pruebas el preparado ha logrado provocar en tan solo 14 días la producción de anticuerpos en más del 90 % de las personas.

En cuanto a efectos adversos, no se ha detectado ninguno severo. Normalmente, se limitan a “dolor leve” en el lugar de la inyección y, en algunos individuos, “fatiga y fiebre baja”, señala Sinovac.

Según se detalla, en el estudio participaron 743 voluntarios sanos y con edades de 18 a 59 años. Estaban divididos aleatoriamente entre los que recibieron la vacuna y otros a los que se administró un placebo, sin saber a qué grupo pertenecían

Los resultados de las pruebas “se compartirán con el mundo en forma de artículos académicos lo antes posible”, promete la empresa, e informa que planea empezar la siguiente fase de ensayos a la mayor brevedad. Si resulta exitosa, la CoronaVac podría utilizarse como “un producto público global” en la lucha contra el covid-19, indica.

Sinovac empezó el desarrollo de la vacuna en enero. En abril, Pekín autorizó sus pruebas clínicas.

A finales de marzo, el investigador de la empresa, Luo Baishan, afirmó que estaba “al 99 %” seguro de que CoronaVac será “exitosa”. No obstante, advirtió que no estará disponible pronto y que se necesitarán meses para finalizar las pruebas y recibir la aprobación regulatoria.

 

Coronavirus en Argentina: 4 de cada 10 testeos en la Ciudad dan positivo y la estrategia de detección contradice a la OMS

(Por Irene Hartmann)

casi tres meses de la cuarentena obligatoria, la expansión del coronavirus en Argentina viene concentrándose en la Capital y el conurbano bonarense. En cuanto a los más de 500 nuevos pacientes diarios del lado porteño, uno podría quedarse nadando en un océano comparativo de números confusos (¿500 es mucho o poco? ¿y respecto de qué?) o, en cambio, atender a otro indicador, uno que dice algo más sobre la expansión del virus y la estrategia de control de las autoridades sanitarias: el índice de positividad, es decir, los diagnósticos confirmados sobre cierto número de testeos. A nivel nacional es del 15,7%, pero en la Ciudad de Buenos Aires roza el 45%.

Antes de dimensionar esas cifras, un par de aclaraciones. ¿Qué es la positividad y por qué importa? Es simple. Esta es una pandemia compleja, entre otras cosas porque la mayoría de los infectados no tiene síntomas o son muy leves, y sin embargo contagia a otros, que a su vez no tienen síntomas o son muy leves, y contagian a otros más, lo que da lugar a un indomable círculo vicioso que se lleva la vida de los más vulnerables. Los principales organismos internacionales de salud (incluyendo la OMS) recomiendan testear. Testear mucho. Lo más posible.

Porque mientras más hisopados (pruebas PCR) se hagan, más rápido se encontrarán los “caballitos de Troya”, esos portadores leves, de modo de aislarlos y detener la cadena de contagios. Ahora bien, ¿cuánto es “testear mucho”? ¿Podemos testear a toda la población? No. ¿Podemos al menos testear a los 3 millones de porteños, donde ahora parece focalizarse la epidemia? Tampoco. La Argentina no cuenta con recursos semejantes.

Lo ideal es testear lo más posible, sintomáticos y asintomáticos, pero cuando el índice de positividad es tan alto y te faltan tests (reactivos), lo mejor es asumir ‘covid’ en todos los casos sospechosos y usar el test para sus contactos estrechos”. Es lo que Durán definió como una utilización “inteligente” de los recursos.

En otras palabras, “testear más, pero no al ‘tun-tún’. O sea, fundamentalmente aislar sospechosos, hacer fuerte seguimiento de los contactos y testear a estos últimos. Y seguir la cadena: ante nuevos positivos de contactos, ir hacia a los contactos de los contactos”.

Según el experto, “Gran Bretaña reportó tener 25.000 personas haciendo esa tarea. Acá, la Provincia y Capital lo hacen, pero habría que multiplicar esas fuerzas. Hace falta mucha gente entrenada, en la calle y en call centers. Es urgente acelerar el contact tracing. Si no, no parás más la propagación”.

 

Coronavirus en China: el repunte “extremadamente grave” de casos de covid-19 en Pekín

La ciudad de Pekín se encuentra actualmente en “una carrera contra reloj” para hacerle frente a un nuevo brote de coronavirus calificado como “extremadamente grave” por Xu Hejian, portavoz de la capital de China.

Este martes, las autoridades locales identificaron 27 nuevos casos del nuevo coronavirus en la ciudad, una cifra inferior a los 36 registrados el lunes pero que eleva el número total de contagios a 106 en los últimos cinco días.

“La situación epidémica en la capital es extremadamente grave”, aseguró Hejian en una conferencia de prensa este martes.

“Pekín tomará las medidas más resueltas, decisivas y estrictas para contener el brote”, agregó el funcionario.

Algunas zonas de megalópolis de más de 20 millones de habitantes fueron cercadas la noche del lunes, con un endurecimiento de los controles de seguridad en algunos complejos residenciales y una prohibición para las personas de alto riesgo de abandonar la ciudad, con el fin de evitar que la propagación se extienda a otras ciudades.

Se trata del brote más grave en China desde febrero y las autoridades sanitarias temen una segunda oleada de la enfermedad que ya ha cobrado más 400 mil vidas en todo el mundo, según la Universidad Johns Hopkins (EE.UU.).

Yang Zhanqiu, subdirector del Departamento de Biología de Patógenos de la Universidad de Wuhan, advirtió a los medios estatales que el nuevo brote podría ser de una cepa más contagiosa que la que afectó al que fuera el epicentro del brote en China a finales del año pasado.

¿Dónde se originó el nuevo brote?

La mayoría de los nuevos casos están vinculados al mercado de mayoristas de Xinfadi, en el suroeste de Pekín.

Con unas 112 hectáreas, este mercado es el mayor de este tipo en Asia y provee alimentos a provincias del norte del país, según explica el diario The South China Morning Post (SCMP).

Hasta el lunes, las autoridades habían logrado examinar a casi 200.000 personas que habían estado en el mercado mayorista de Xinfadi.

Según reportes de los medios locales, el virus fue descubierto en una tabla de cortar utilizada por un vendedor de salmón importado.

Estos informes han obligado a las grandes cadenas de supermercados de la capital china a suspender la venta de salmón.

Las huellas genéticas del virus recolectadas en el mercado sugieren que podría haber venido de Europa, según reporta la agencia de noticias Reuters.

La OMS urgió a las autoridades chinas a que compartieran la secuencia del genoma de la cepa.

 

 

Mascarillas contra el coronavirus | La nueva evidencia de que el uso masivo de tapabocas puede “prevenir una segunda ola de covid-19”

En los últimos días, varios países que han tratado de volver a la normalidad tuvieron que retomar medidas restrictas ante el aumento de contagios.

En Pekín se cerraron seis grandes mercados, en India se registró un récord de casos diarios y en Estados Unidos seis estados reportaron que sus hospitales se estaban llenando rápidamente, según informó la agencia Reuters.

“Aunque la situación esté mejorando en Europa, a nivel global está empeorando, dijo el 12 de junio Tedros Adhanom Ghebreyesu, director general de la Organización Mundial de la Salud.

Ese es el caso de América Latina, que ahora es el epicentro de la pandemia. Al 12 de junio, en la región se registraban más de 1,5 millones de casos y más de 70.000 muertes.

En África también se está acelerando el contagio, según la OMS. A principios de junio el continente ya reportaba más de 200.000 infectados.

En total, en el mundo ya hay más de 7,5 millones de contagiados y más de 400.000 muertes.

Protección efectiva

La investigación afirma que el uso masivo de mascarillas disminuye la propagación de la enfermedad y que cuando se combina con medidas de confinamiento “previene futuras oleadas del virus.

El estudio afirma que incluso las máscaras de tela hechas en casa, que tienen una efectividad limitada, pueden reducir “dramáticamente” la tasa de transmisión si las usa un suficiente número de personas.

“Nuestros análisis respaldan la adopción inmediata y universal de máscaras faciales por parte del público”, dijo en un comunicado Richard Stutt, investigador de epidemiología en la Universidad de Cambridge y coautor del estudio.

“Si el uso generalizado de máscaras por parte del público se combina con distanciamiento físico y cierto confinamiento, puede ofrecer una forma aceptable de manejar la pandemia y reabrir la actividad económica mucho antes de que haya una vacuna”, dice Stutt.

 

Un esteroide reduce un tercio la mortalidad en pacientes graves de COVID-19

La dexametasona, un esteroide común y asequible en todo el mundo, reduce en un tercio la mortalidad entre los pacientes más graves de COVID-19, según los primeros resultados de un gran ensayo clínico de la Universidad de Oxford divulgado este martes (16.06.2020). “Este es el único fármaco hasta la fecha que ha mostrado que reduce la mortalidad y la reduce de manera significativa. Es un gran avance”, afirmó el investigador principal del estudio, Peter Horby.

Tras el anuncio, el gobierno del Reino Unido indicó que comenzará inmediatamente a suministrar este esteroide a los pacientes con COVID-19. “Hay un claro beneficio. El tratamiento consta de diez días de Dexametasona y cuesta unas 5 libras (5,5 euros/6,2 dólares) por paciente. Así que esencialmente cuesta 35 libras (38 euros/43 dólares) salvar una vida. Es un fármaco que está disponible en todo el globo”, remarcó Martin Landray, otro de los autores del estudio.

Los investigadores administraron dosis bajas de dexametasona, que tiene un potente efecto antiinflamatorio, a más de 2.000 pacientes en estado grave. Según los resultados preliminares, entre quienes solo podían respirar con la ayuda de un respirador, la dexametasona redujo las muertes en un 35%, mientras que la mortalidad bajó en un quinto entre quienes recibían oxígeno. Según estimaciones de los investigadores, si ese fármaco hubiera estado disponible en este país desde el principio de la pandemia, se habrían podido salvar hasta 5.000 vidas.

 

OPS: América se acerca “rápidamente” a los 4 millones de casos

La Organización Panamericana de la Salud (OPS) alertó este martes de que América se acerca “rápidamente” a los 4 millones de casos de COVID-19, con la pandemia acelerándose en muchos países como EE.UU. y Brasil, que acumulan el 54% y el 23% de contagios en el continente, respectivamente.

“Hasta el 15 de junio, se han registrado más de 3,8 millones de casos y casi 203.600 muertes por COVID-19 en las Américas. Nos acercamos rápidamente a los 4 millones de casos y la epidemia todavía se está acelerando en la región”, explicó la directora de la OPS, Carissa Etienne, en la teleconferencia de prensa semanal del organización.

 

Fuentes: clarin.com / rt.com / bbc.com / dw.com