Si todos usáramos mascarilla, la pandemia del coronavirus estaría controlada en menos de 8 semanas

Robert Redfield, director de los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades, dijo que cree que la pandemia podría estar bajo control en las próximas cuatro a ocho semanas si “pudiéramos hacer que todo el mundo se pusiera una máscara ahora mismo”. Sus comentarios, hechos el martes con el Journal of the American Medical Association, siguieron a un editorial que él y otros escribieron allí enfatizando “amplia evidencia” de la propagación asintomática y destacando nuevos estudios que muestran cómo las máscaras faciales ayudan a reducir la transmisión.

La investigación que Redfield citó incluye un estudio recientemente publicado que sugiere que el uso universal de mascarillas quirúrgicas ayudó a reducir las tasas de infecciones confirmadas de Covid-19 entre los trabajadores de la salud en el sistema de atención médica Mass General Brigham en Massachusetts.

Sus declaraciones son el mensaje más claro hasta ahora del CDC, en medio de un feroz debate sobre las mascarillas alimentado, inicialmente, por los mensajes cambiantes de los funcionarios federales y mundiales sobre su necesidad y, luego por los que defienden las libertades individuales.

Investigadores de todo el mundo han descubierto que incluso un tapabocas básico de tela es más eficaz para reducir la propagación del Covid-19 que no llevar nada en absoluto. Y muchos están examinando ahora la posibilidad de que las máscaras puedan ofrecer alguna protección personal contra el virus, a pesar de la idea inicial de que en su mayoría protegen a los demás.

Los expertos, de todas formas, advierten que el uso generalizado no elimina la necesidad de seguir otras recomendaciones, como el lavado de manos frecuente y el distanciamiento social.

En ausencia de una amplia disponibilidad de máscaras N95 -consideradas entre las más eficaces pero típicamente reservadas para los trabajadores de la salud- la transmisión puede aún reducirse con barbijos faciales simples y asequibles, según muestra la investigación. En un estudio publicado el mes pasado en la revista Physics of Fluids, los investigadores de la Universidad Atlántica de Florida descubrió que, de las protecciones faciales fácilmente accesibles que estudiaron, una máscara cosida en casa bien ajustada, compuesta por dos capas de tela de acolchado de algodón, era la más eficaz para reducir la propagación de las gotas hacia adelante. La investigación se llevó a cabo utilizando la cabeza de un maniquí, un compresor de aire y un generador de humo que simulaba mecánicamente una tos.

El estudio descubrió que las gotas expulsadas del maniquí con la mascarilla de algodón de doble capa viajaban hacia adelante unos 2,5 centímetros en promedio, y que la mayor parte de la fuga se escapaba de los espacios entre la nariz y la cara. El estudio halló que las coberturas faciales que se ajustaban libremente, incluido un pañuelo de algodón doblado con orejeras, así como un pañuelo, son menos útiles. Con esas máscaras, las gotas viajaron en promedio unos 30 centímetros a 1 metro respectivamente. En cambio, el estudio halló que las gotas viajaban unos 20 centímetros en promedio con una máscara en forma de cono.

Mientras tanto, las gotas de una tos descubierta viajaron alrededor de 2,5 metros en promedio, aunque el estudio encontró que podían viajar hasta 3,6 metros, el doble de la pauta de distancia social recomendada actualmente de 1,8 metros. Las fugas de una mascarilla quirúrgica desechable común no se estudiaron, aunque dos de los autores del estudio, Siddhartha Verma y Manhar Dhanak, dijeron que están trabajando en ello.

“Fue sorprendente de una buena manera ver que una mascarilla casera podía funcionar tan bien… que no tenemos que conseguir una mascarilla muy profesional”, dijo el doctor Verma. “Una máscara de algodón puede ser lavada en casa y secada. La reutilización se está volviendo importante a medida que nos adentramos en esto a largo plazo”. De hecho, explica The Wall Street Journal, también están en proceso de armar un aparato de laboratorio para probar cuánta protección pueden ofrecer las diversas máscaras.

La cantidad de exposición al virus podría influir en el grado de enfermedad, según una revisión de la literatura viral y la epidemiología de Covid-19 por Monica Gandhi, profesora de medicina en la Universidad de California, San Francisco. Ella y sus co-autores postulan en la investigación, que se espera sea publicada este mes en el Journal of General Internal Medicine, que las mascarillas proporcionan una importante barrera y podrían conducir a una infección más leve o incluso prevenirla por completo. Aunque las máscaras de tela y las quirúrgicas pueden variar ampliamente, ella cree que algunas máscaras pueden probablemente filtrar la mayoría de las grandes gotas virales.

 

Más medidas de restricción en Hong Kong tras un repunte de casos

(Por Natalia Plazas)

El territorio semiautónomo de Hong Kong registró su mayor cifra de contagios mientras atraviesa un nuevo brote de la enfermedad. En otras noticias, la OMS alerta de un nuevo récord de contagios globales y en México, con cifras cada vez mayores, algunos estados se aproximan al colapso hospitalario.

La Organización Mundial de la Salud reporta un incremento creciente de casos a nivel mundial y los países que siguen a la cabeza de las estadísticas son EE. UU., Brasil, India, Rusia y Sudáfrica. El número de muertes globales en las últimas horas fue el mayor desde mayo.

En total, los Gobiernos del mundo han reportado 14.313.657 personas contagiadas, de las cuales 8.045.982 ya superaron la enfermedad y otras 602.777 fallecieron a causa del brote, según las cifras recopiladas por el rastreador de la Universidad Johns Hopkins.

A continuación, las principales noticias sobre la pandemia en el mundo este 19 de julio:

  • Hong Kong impone nuevas medidas de restricción tras nuevo récord de casos

El territorio semiautónomo de Hong Kong registró un récord de contagios en las últimas 24 horas al detectar más de 100 nuevos casos en medio de un rebrote por el que las autoridades locales han impuesto nuevas medidas de restricción.

Para combatir la nueva oleada de contactos, la jefa del Ejecutivo local, Carrie Lam, anunció que a partir del lunes todos los funcionarios trabajarán desde casa al menos durante una semana, salvo aquellos con oficios de emergencia.

Además, parques de atracciones, gimnasios y otros 10 tipos de establecimientos permanecerán cerrados durante otros siete días. Por otro lado, se ha extendido el requisito para los restaurantes de solo vender comida para llevar después de las 18:00.

Lam también ordenó el uso obligatorio de mascarilla en lugares cerrados, una medida que hasta ahora se había impuesto solamente en el servicio público. La mandataria advirtió que por el momento el brote escapa de las manos de las autoridades.

“La situación es crítica y no hay muestras de que se esté controlando. Tenemos una nueva oleada de transmisión y esta es mucho más grave”, aseveró Lam en una rueda de prensa.

El Gobierno planea hacer hasta 10.000 tests de coronavirus diarios. A día de hoy se han confirmado 1.778 casos de coronavirus, de los cuales 12 han muerto.

En la jornada anterior las autoridades detectaron otros 64 nuevos contagios, 58 en la víspera y 67 el día antes. El brote parece ahora recrudecerse desde que fue detectado dos semanas atrás.

  • La Organización Mundial de la Salud informa de nuevo récord mundial

La Organización Mundial de la Salud informó de un nuevo récord mundial de casos este 19 de julio con un total de 259.848 documentados por la entidad en las últimas 24 horas, que supera al récord reportado un día antes con 237.743 nuevos casos globales.

Los países donde la entidad encontró un mayor aumento de contagios fueron Estados Unidos, Brasil, India y Sudáfrica. La OMS reportó 71.484 nuevos casos en EE. UU; 45.403 en Brasil; 34.884 en India y 13.373 en Sudáfrica.

India se convirtió el pasado viernes en el tercer país del mundo con más de un millón de casos del nuevo coronavirus, solo por detrás de Estados Unidos y Brasil. Los epidemiólogos dicen que es probable que India aún esté a meses de alcanzar su punto máximo.

En Brasil los casos superaron los dos millones en pasado jueves y el país duplicó sus estadísticas en menos de un mes con unos 40.000 casos diarios. Estados Unidos, por su parte, está a la cabeza mundial con más de 3.7 millones de casos y varios rebrotes.

Por otro lado, las muertes aumentaron en 7.360, lo que supone el mayor aumento desde el pasado 10 de mayo y que rompe los estándares que se venían registrando desde inicios de julio con una media de 4.800 muertes diarias a nivel mundial.

  • Nuevo récord de casos diarios en México

El Gobierno de México informó que en las últimas horas se registraron 7.615 nuevos contagios, con lo que el país registra un nuevo récord en número de contagios y suma 338.913 casos.

Además, se produjeron 578 nuevas muertes por la pandemia, que no necesariamente se han producido en las últimas 24 horas ya que existe un desfase de los datos por la pandemia. Con un total de 38.888, México se sitúa como el cuarto país con más fallecidos a nivel mundial y el séptimo con más contagios.

El director general de epidemiología, José Luis Alomía, informó que el país está a un 45% de ocupación en los hospitales y que quedan 16.319 camas generales disponibles, sin embargo algunos estados del país están en una situación más difícil, como el sureño Tabasco, con una ocupación del 81 % y el norteño Nuevo León, con el 76 % de las camas ocupadas.

En lo que se refiere a ocupación de cuidados intensivos, el país está a un 38 % a nivel nacional, aunque Nuevo León y Tabasco son asimismo los más afectados con casi dos de cada tres ventiladores ocupados.

 

Perú – Gobernador de Cusco da positivo para COVID-19 días antes de la apertura de Machu Pichu

El gobernador de Cusco, Jean Paul Benavente, dio positivo al coranavirus en medio de un alza de casos en esa región surandina de Perú, con lo cual quedó en riesgo su plan de reapertura de Machu Picchu éste 24 de julio, informaron el sábado autoridades locales.

Benavente se enfermó “en un contexto de fase de contagio comunitario en la ciudad del Cusco”, indicó el gobierno regional en un comunicado.

Al anuncio se suma al de un nuevo confinamiento de la provincia cusqueña de La Convención, vecina a la turística ciudadela inca, que regresará a la cuarentena tres semanas después de haber salido de ella.

El incremento de casos en la región llevó a las autoridades locales a ordenar una cuarentena focalizada en La Convención.

“La medida será tomada desde el 22 de julio y tendrá una duración de 10 días”, dijo el alcalde de La Convención, Hernán De la Torre.

La Convención limita con la provincia de Urubamba, que cobija a Machu Picchu, joya del turismo peruano que el gobernador prometió reabrir el 24 de julio en el aniversario de su descubrimiento (1911).

 

Científicos identifican seis tipos de covid-19: ¿cuáles son y qué síntomas son típicos para cada uno de ellos?

Científicos del King’s College de Londres (Reino Unido) que analizan datos de una aplicación de seguimiento de síntomas del covid-19 ampliamente utilizada distinguieron seis tipos diferentes de la enfermedad, cada uno de los cuales se caracteriza por provocar una serie concreta de síntomas, según un nuevo estudio publicado este jueves en el portal medRxiv.

Los seis tipos identificados se correlacionan con los niveles de gravedad de la infección y con la probabilidad de que un paciente necesite ayuda para respirar si es hospitalizado.

En cuanto a los síntomas, si bien la tos, fiebre y pérdida del olfato generalmente se destacan como los tres principales de la enfermedad, los datos recopilados de alrededor de 1.600 usuarios de la aplicación Covid Symptom Study en el Reino Unido y EE.UU. muestran que las personas pueden experimentar una amplia gama de síntomas diferentes, como dolores de cabeza, dolores musculares, fatiga, diarrea, confusión, pérdida de apetito o falta de aliento, entre otros.

De esta manera, de acuerdo con el estudio, que aún no ha sido revisado por expertos independientes, los seis tipos de covid-19 y sus síntomas son los siguientes:

  • ‘Gripe’ sin fiebre: dolor de cabeza, pérdida de olfato, dolores musculares, tos, dolor de garganta, dolor en el pecho, sin fiebre;
  • ‘Gripe’ con fiebre: dolor de cabeza, pérdida de olfato, tos, dolor de garganta, ronquera, fiebre, pérdida de apetito;
  • Gastrointestinal: dolor de cabeza, pérdida de olfato, pérdida de apetito, diarrea, dolor de garganta, dolor en el pecho, sin tos;
  • Nivel severo uno, fatiga: dolor de cabeza, pérdida de olfato, tos, fiebre, ronquera, dolor en el pecho, fatiga;
  • Nivel severo dos, confusión: dolor de cabeza, pérdida de olfato, pérdida de apetito, tos, fiebre, ronquera, dolor de garganta, dolor en el pecho, fatiga, confusión, dolor muscular;
  • Nivel severo tres, abdominal y respiratorio: dolor de cabeza, pérdida de olfato, pérdida de apetito, tos, fiebre, ronquera, dolor de garganta, dolor de pecho, fatiga, confusión, dolor muscular, falta de aliento, diarrea, dolor abdominal.

¿Cómo afectan a la salud estos grupos?

Los científicos descubrieron que solo el 1,5 % de las personas del grupo 1, el 4,4 % de las del grupo 2 y el 3,3 % del grupo 3 necesitaban asistencia respiratoria.

Estas cifras aumentaban hasta el 8,6 %, el 9,9 % y el 19,8 % para los grupos 4, 5 y 6, respectivamente, mientras que casi la mitad de los pacientes del grupo 6 terminaron en el hospital, en comparación con el 16 % de los del grupo 1.

Además, las personas de los grupos 4, 5 o 6 tendían a ser mayores y más frágiles, y tenían más probabilidades de tener sobrepeso y afecciones preexistentes, como diabetes o enfermedad pulmonar, en comparación con las de los grupos 1, 2 o 3.

Como resultado, tras identificar los seis tipos y combinar toda la información, los investigadores lograron crear un modelo que predice de manera temprana y con mayor precisión en qué grupo se encuentra cada paciente y la probabilidad de que requiera tratamiento hospitalario y asistencia respiratoria.

“Estos hallazgos tienen implicaciones importantes para la atención y el monitoreo de las personas que son más vulnerables al covid-19 grave”, declaró la investigadora Claire Steves.

 

 

Fuentes: infobae.com / france24.com / ntn24.com / rt.com