Desde el pasado 2 de agosto un derrame de petróleo producido en la refinería El Palito, ha comprometido las costas del estado Falcón y su impacto es considerado por ambientalistas como un ecocidio que sucede ante la mirada complaciente de las autoridades.

La Sociedad Venezolana de Ecología (SVE) y el Sindicato Nacional Unitario de Empleados Públicos del Instituto Nacional de Parques (Sunep-Inparques), exigieron la toma de medidas urgentes para atender la emergencia.

“Autoridades de Inparques deben informar cuál fue el nivel de la afectación. Cómo está el sitio Los Juanes, en qué estado se encuentra el área marina comprendida entre el borde de las formaciones de manglar que lo conforma y el borde de la barrera coralina que va desde Boca Mayorquina, frente al área Los Alemanes, hasta la meseta de Los Juanes, al este del sector Playa Norte”, reclamaron las organizaciones.

Asimismo, urgieron la necesidad de conocer el estado de Las Barreras y Arrecifes de Coral ubicadas en Cayo Sal, Cayo Muerto, Cayo Pelón, Punta Pereira, Punta Varadero y Cayo Sombrero. Así como Playa Norte, Playa Sur, Tucupido, Boca Seca, Playuela, Playuelita, Playa Mero y Punta Brava.

En tanto, la SVE denunció la afectación de manglares, praderas de fanerógamas marinas, arrecifes coralinos, playas arenosas, comunidades de peces y aves por el contacto con el crudo, enfatizando que el derrame avanzó por todo el Parque Morrocoy.

En un foro realizado por más de 130 especialistas, activistas y ONG`s abocadas al medioambiente, se propuso trabajar con universidades para realizar el levantamiento de forma cuantitativa para medir la magnitud del derrame.

Asimismo, resaltaron que varios voluntarios de la zona ya se encuentran en la tarea de retirar el crudo, sin embargo, necesitan apoyo de expertos.

“Exigimos a los altos funcionarios de Inparques que cumplan con la Constitución, ustedes son funcionarios públicos tienen la obligación de informar”, demandaron.

 

Fuente: ntn24.com