Turquía condenó a los Emiratos Árabes Unidos (EAU) por traicionar la causa palestina con su decisión de normalizar por completo las relaciones con Israel.

“Justificamos la respuesta enérgica y conjunta del pueblo y la autoridad palestinos a la declaración conjunta de Estados Unidos, Israel y los Emiratos Árabes Unidos que prevé la plena normalización de las relaciones entre Israel y los Emiratos Árabes Unidos, declaró el Ministerio de Exteriores de Turquía.

En un comunicado emitido este 14 de agosto, la Cancillería turca calificó de “extremadamente preocupantes” los esfuerzos de los EAU por desautorizar el plan de paz elaborado en 2002 por la Liga Árabe bajo el liderazgo de Arabia Saudí y apoyado por la Organización de Cooperación Islámica.

Ankara acusó a los Emiratos de “hacer cálculos secretos sobre el plan estadounidense, que nació muerto y no tiene validez, e ignorar de este modo la voluntad de Palestina”.

 

El comunicado añade que los pueblos de la región “nunca perdonarán este comportamiento hipócrita de los Emiratos Árabes Unidos, que intenta presentarlo como un sacrificio por Palestina mientras traiciona la causa palestina por sus propios intereses estrechos”.

Un acuerdo de paz entre los Emiratos Árabes Unidos e Israel, anunciado el 13 de agosto y logrado con la mediación de Washington, prevé la plena normalización de las relaciones bilaterales, incluido:

  • el intercambio de embajadas y embajadores;
  • el establecimiento de vuelos directos;
  •  la firma de un paquete de convenios en materia de inversión, turismo, seguridad, telecomunicaciones, tecnología, energía, salud, cultura, medio ambiente y otras áreas.

El acuerdo, que podría allanar el camino para un mayor acercamiento entre el Estado judío y las monarquías del Golfo ricas en petróleo, los principales aliados de Washington en la región, pone en suspenso los planes israelíes de anexión de tierras palestinas en Cisjordania.

Ambas facciones palestinas, Al Fatah y Hamás, ya manifestaron su rechazo al acuerdo.

Calificado por muchos como histórico, es el tercer acuerdo de este tipo y el primero en más de un cuarto de siglo, tras los firmados por Israel con Egipto y Jordania en 1979 y 1994, respectivamente.

 

Fuente: sputniknews.com