El presidente Donald Trump dijo este sábado (15.08.2020) estar considerando un indulto para Edward Snowden, el excontratista de la Agencia de Seguridad Nacional de Estados Unidos (NSA), que ahora vive en Rusia, cuyas espectaculares filtraciones conmocionaron a la comunidad de inteligencia de Estados Unidos en 2013.

Los comentarios del presidente republicano se dieron en una entrevista que Trump dio al New York Post esta semana en la que dijo de Snowden que “hay mucha gente que piensa que no está siendo tratado de manera justa” por la Policía estadounidense.

Snowden, quien ha estado viviendo en el exilio en Rusia desde las revelaciones, ha dicho que le gustaría regresar a Estados Unidos, pero solo con la condición de que reciba un juicio justo.

“Voy a empezar a mirarlo”

Durante una conferencia de prensa en su club de golf de Bedminster, Nueva Jersey, se le preguntó a Trump si estaba considerando perdonar al ex contratista. “No era tan consciente” de la situación de Snowden, aseguró Trump. No obstante, dijo que planea investigarlo, y calificó la controversia como una “decisión dividida”.

Las autoridades estadounidenses han querido durante años que Snowden regresara a Estados Unidos para enfrentar un juicio penal por cargos de espionaje presentados en 2013.

Snowden huyó de los Estados Unidos y recibió asilo en Rusia después de que filtró una gran cantidad de archivos secretos en 2013 a organizaciones de noticias que revelaron vastas operaciones de vigilancia nacionales e internacionales llevadas a cabo por la NSA.

“Un espía que debería ser ejecutado”

La postura suavizada de Trump hacia Snowden representa un cambio radical. Poco después de las filtraciones, Trump expresó hostilidad hacia Snowden, llamándolo “un espía que debería ser ejecutado”.

Algunos defensores de las libertades civiles han elogiado a Snowden por revelar el alcance extraordinario de las operaciones de espionaje digital de Estados Unidos, incluidos los programas de espionaje interno que altos funcionarios estadounidenses habían insistido públicamente que no existían.

Trump y la comunidad de inteligencia de Estados Unidos

Pero tal desenlace horrorizaría a muchos en la comunidad de inteligencia de Estados Unidos, algunos de cuyos secretos más importantes fueron expuestos. Trump ha criticado duramente a los líderes anteriores de la comunidad de inteligencia de Estados Unidos y el FBI, y el jueves apuntó al actual director de la oficina, Christopher Wray, designado por él mismo.

Por su parte, el Departamento de Justicia de Estados Unidos presentó una demanda en septiembre pasado contra Snowden, argumentando que su memoria publicada recientemente, “Registro permanente”, violaba los acuerdos de no divulgación. El Departamento de Justicia dijo que Snowden publicó el libro sin enviarlo a las agencias de inteligencia para su revisión, y agregó que los discursos pronunciados por Snowden violaban igualmente los acuerdos de no divulgación.

El uso de Trump de sus poderes ejecutivos de perdón federal, incluidos los indultos, a menudo ha beneficiado a aliados y figuras políticas bien conectadas.

El mes pasado conmutó la sentencia de su viejo amigo y asesor Roger Stone, salvándolo de la cárcel después de que fue condenado por mentir bajo juramento a los legisladores que investigan la interferencia rusa en las elecciones estadounidenses de 2016 para impulsar la candidatura de Trump.

 

Fuente: dw.com