Venezuela recibe más de 70 toneladas de ayuda europea contra COVID-19

Venezuela recibió este sábado (22.08.2020) 73 toneladas de ayuda humanitaria donada por España y Portugal para enfrentar la pandemia de COVID-19, indicaron representantes del gobierno socialista, la ONU y la Unión Europea (UE).

“El cargamento es un aporte que ha hecho la Unión Europea, los gobiernos de España y Portugal para la lucha contra la pandemia del COVID-19, estamos hablando de 73 toneladas de insumos médicos”, indicó Yván Gil, vicecanciller de Venezuela para Europa, en declaraciones transmitidas por la televisión gubernamental.

Incluye “algunas vacunas para diversas patologías, equipos de protección, equipos para el saneamiento de agua y medicinas varias”, detalló Gil durante el recibimiento del avión en el aeropuerto de Maiquetía, ubicado a unos 40 minutos de Caracas.

La ayuda humanitaria se concretó “gracias a la generosidad de la comunidad internacional y a (un) vuelo donado por @UEenVenezuela”, apuntó la Oficina de la ONU para la Coordinación de Asuntos Humanitarios (OCHA) en Twitter.

 

Coronavirus: niños portan más carga viral que adultos

Un estudio llevado a cabo en dos hospitales de Massachusetts (EE. UU.) indica que los niños pueden ser “portadores ocultos” del coronavirus y desempeñar un papel mayor de lo pensado en la propagación de la COVID-19, según un artículo que publicó la revista científica Journal of Pediatrics.

“Me sorprendieron los altos niveles de virus que encontramos en niños de todas las edades, especialmente en los primeros dos días de la infección”, dijo Lael Yonker, directora del Hospital General de Massachusetts (MGH) y autora principal del estudio, quien dijo que “no esperaba que la carga viral fuese tan elevada”.

 

Italia registra su peor balance diario de coronavirus desde mayo

Italia registró 1.071 casos de coronavirus en las últimas 24 horas, de acuerdo a datos oficiales ofrecidos este sábado (22.08.2020), lo que representa el peor balance diario tras el final del confinamiento en mayo.

Según el balance del Ministerio de Salud, también se produjeron tres muertos, lo que eleva a 35.430 el total de decesos en el país.

También, 258.136 personas han dado positivo desde febrero.

Una quinta parte de los nuevos casos se detectaron la región de Lacio (centro), cuya capital es Roma, donde se reportaron 215 casos nuevos, “una cifra récord”, reconoció el responsable de salud Alessio D’Amato.

La cifra más alta de contagios diarios en la capital italiana había tenido lugar el 28 de marzo, en pleno confinamiento, cuando se reportaron 208 casos.

Asimismo, este sábado se registraron 185 nuevos casos en la región de Lombardía y 160 en Véneto.

 

Plasma “hiperinmune”, materia prima del nuevo negocio en Bolivia

(Por Javier Aliaga)

El plasma de pacientes recuperados de la enfermedad por coronavirus se ha convertido en una mercancía con alta demanda en Bolivia, donde las redes sociales están llenas de avisos de búsqueda y ofertas del suero sanguíneo, un tratamiento cuya eficacia aún se investiga.

Si bien la transfusión del plasma de sangre se considera un tratamiento experimental, en los hospitales de Bolivia y de otros países ha ayudado a muchos contagiados. A los donadores se les extrae un máximo de 600 mililitros de plasma, equivalentes a tres dosis. Los enfermos generalmente reciben dos dosis para un tratamiento.

En las redes sociales de Bolivia hay quienes ofrecen verdaderas donaciones de su plasma sanguíneo, pero muchos otros se presentan como donantes para vender el suero, contó el diputado boliviano Amilcar Barral, quien estuvo cerca de morir por la enfermedad pero se salvó, según él, gracias a dos tratamientos con “plasma hiperinmune”.

Según Barral, los médicos habían decidido que debería pasar a terapia intensiva y ser intubado al no poder respirar de forma autónoma, pero consiguió un donante para una transfusión que le ayudó a salir de una crisis. Después tuvo que comprar una bolsa más de plasma, en casi 600 dólares, para consolidar su mejora de salud.

 

La ONU alerta que la pandemia del coronavirus amenaza al mundo con una hambruna “de proporciones bíblicas”

Los problemas de desnutrición y de hambruna agravados por el impacto económico de la pandemia del coronavirus podrían alcanzar “proporciones bíblicas”, advirtió el director ejecutivo del Programa Mundial de Alimentos (PMA) de la ONU, David Beasley.

Según señaló este sábado en una entrevista con TASS, en los próximos seis meses la entidad necesitará casi 5.000 millones de dólares en fondos para seguir adelante con sus actividades humanitarias, que buscan mitigar las consecuencias de la pandemia.

“Todos nuestros datos, incluido el pronóstico del PMA sobre un aumento del 80 % [a nivel mundial] en el número de personas que padecen inseguridad alimentaria —de 140 millones antes de la pandemia a 270 millones para finales de este año—, apuntan a un desastre real. Estamos en riesgo de una hambruna de proporciones bíblicas“, alertó Beasley.

Según las estimaciones de la agencia humanitaria, la falta de seguridad alimentaria afectará en especial a América Latina, donde se prevé un crecimiento de un 269 % en el número de personas que padecen hambre y desnutrición.

Una situación igualmente dramática —agregó— se observa en la parte oriental y central de Asia, donde se prevé un aumento del hambre del 135 %, mientras que en Sudáfrica esta proporción ascenderá a casi el 90 %.

“La misión del PMA es la de proporcionar alimentos a 138 millones de personas en 2020. Se trata de la mayor operación humanitaria de la historia, y esta crisis sin precedentes requiere una cantidad increíble de dinero”, aseveró Beasley. “El PMA necesita 4.900 millones de dólares durante los próximos seis meses para continuar su labor humanitaria en 83 países”, agregó el funcionario, señalando que para la mayoría de estos países la ayuda de la organización internacional es “la única oportunidad de sobrevivir”.

 

En EEUU advierten contra el uso de hidroxicloroquina para tratar el COVID-19

Los hospitales deberían dejar de utilizar el medicamento hidroxicloroquina para tratar a los pacientes con COVID-19 y ya no es recomendable usarlo ni siquiera en ensayos clínicos. Así lo indican las nuevas directrices médicas introducidas por la Sociedad de Enfermedades Infecciosas de EEUU.

La organización ha revisado las pautas de tratamiento de coronavirus y endureció su postura contra el uso de la hidroxicloroquina, la pastilla antimalaria promocionada por el presidente Donald Trump.

La organización recomienda no usar el medicamento por sí solo ni junto con el antibiótico azitromicina para pacientes con SARS-CoV-2. Previamente había permitido su uso limitado solo en ensayos, pero ahora lo desaconseja.

“Los expertos de la Sociedad de Enfermedades Infecciosas de EEUU concluyeron que los beneficios de mayor certeza (por ejemplo, la reducción de la mortalidad) para el uso de estos tratamientos son ahora muy poco probables, incluso si se dispusiera de datos adicionales de alta calidad”, afirman desde la institución.

Por su parte, los Institutos Nacionales de Salud también han recomendado no utilizar hidroxicloroquina con azitromicina, a menos que sea en un ensayo clínico, debido a un mayor riesgo de paro cardíaco. La agencia detuvo su propio ensayo clínico con este medicamento en junio.

La hidroxicloroquina es un fármaco inmunosupresor que se desarrolló hace decenios para prevenir y tratar el paludismo. Ahora se utiliza para tratar enfermedades autoinmunes como el lupus eritematoso sistémico y la artritis reumatoide.

 

Fuentes: dw.com / france24.com / rt.com / sputniknews.com