El presidente de la República de Azerbaiyán, Ilham Aliyev, anunció este 9 de octubre que le da a Armenia “la última oportunidad” para regresar a las negociaciones y retirar sus tropas de la región de Nagorno Karabaj.

“Les hemos mostrado [a Armenia] que en el campo de batalla y en la mesa de negociaciones somos nosotros quienes ganamos. Han visto nuestra fuerza, nuestra voluntad. Ninguna fuerza puede hacernos cambiar de nuestro buen camino. Ningún país puede ejercer influencia en nuestra voluntad”, dijo Aliyev durante un discurso a la nación, mientras que en Moscú se iniciaron las consultas de los ministros de Asuntos Exteriores de Armenia y Azerbaiyán, Zograb Mnatsakanián y Dzheijún Bairámov, para encontrar una solución pacífica al conflicto.

“Hemos dicho repetidamente que su camino de salvación es retirar las tropas. Cumplan con las resoluciones del Consejo de Seguridad de la ONU, no aceptaremos una ocupación”, afirmó.

El mandatario precisó que no está de acuerdo con el punto de vista de que el conflicto no tiene una solución militar. En ese contexto, el líder azerbaiyano reiteró que el statu quo en la cuestión sobre Nagorno Karabaj ya no existe, porque se cambió “en el campo de batalla”. “¿La línea de contacto? No existe. La hemos roto y destruido”, agregó.

La disputada región de Nagorno Karabaj sigue siendo el epicentro de enfrentamientos bélicos entre Armenia y Azerbaiyán desde que el 27 de septiembre el antiguo conflicto entre los dos países por su control estallara de nuevo con fuerza. Ambas partes se acusan mutuamente de la escalada y han sufrido pérdidas tanto de soldados como entre la población civil.

 

Fuent: rt.com