El politólogo Yuri Svetov explicó a Sputnik que la reciente propuesta del asesor del presidente electo de EEUU, Joe Biden, sobre el Nord Stream 2 hace deducir que la futura postura política estadounidense no es nada alentadora respecto a la construcción del gasoducto.

La propuesta que hizo el asesor de Biden en política exterior, Nicholas Burns, consiste en levantar temporalmente las sanciones sobre el proyecto y en consecuencia los europeos deberían suspender la construcción del Nord Stream 2, según el asesor esto les daría tiempo para conciliar sus posiciones. Alemania no vio con buenos ojos la propuesta de Burns y la calificó de inapropiada, además fue rechazada por el presidente de la Comisión de Economía y Energía de Bundestag, Klaus Ernst, quien consideró que este es un asunto que solo le compete decidir a Europa.

El politólogo Yuri Svetov consideró que la disputa por el Nord Stream 2 entre EEUU y Europa continuará sin importar quién asuma la presidencia de Estados Unidos porque el propósito sigue siendo el mismo.

“El propósito de los estadounidenses es detener la construcción del Nord Stream 2 a cualquier coste. En este sentido, demócratas o republicanos no se diferencian entre sí. Quieren vender a toda costa su gas licuado, que es mucho más caro, al mercado europeo. Y ahora se les ha ocurrido una nueva estrategia que consiste en parar la construcción a toda costa y luego dialogar, es un truco que se divisa”, explicó el politólogo.

Añadió que la evolución de la situación dependerá en gran medida de la posición que tome Alemania.

“El hecho de que hayan elegido a (Armin) Laschet, un hombre que no solo es un político, sino que es el ministro-presidente de un Estado y comprende las necesidades de la economía real de Alemania, existe la esperanza de que continúe la línea de (la canciller Angela) Merkel, de que el Nord Stream 2 es necesario en Alemania por razones económicas y debe ser completado”, sugirió Svetov.

El pasado 16 de enero, el ministro-presidente de Renania del Norte-Westfalia, Armin Laschet, fue elegido como el nuevo líder de la coalición CDU, el principal partido de la coalición gobernante en Alemania. Ahora Laschet es considerado como uno de los principales candidatos al puesto de canciller de la República Federal de Alemania.

Mientras tanto, el Gobierno saliente de EEUU evalúa introducir sanciones al barco ruso Fortuna especializado en la colocación de tuberías en aguas profundas por participar en el proyecto del Nord Stream 2 y las autoridades alemanas lamentaron la decisión.

El gasoducto Nord Stream 2 incluye la construcción de dos ductos con una capacidad total de 55.000 millones de metros cúbicos de gas al año desde la costa rusa a través del mar Báltico hasta Alemania.

 

Fuente: sputniknews.com