Cuba con la denominada revolución castrista convirtió a su pueblo en preso en su país del que buscan huir. En Cuba no hay respeto a Derechos Humanos ni a a libertades fundamentales, no hay Estado de derecho, no hay división e independencia de poderes desde hace 62 años. En Bolivia han traicionado la voluntad del pueblo boliviano el gobierno de transición terminó siendo de continuismo. La Venezuela de hoy es un país en crisis humanitaria y ya es igual o peor que Cuba. Análisis de Carlos Sánchez Berzaín en entrevista con Nivar Evia y Vaca en Televisión Andalucía.

 

Fuente: Carlos Sanchez Berzaín