Cuba, Venezuela, Bolivia y Nicaragua son dictaduras/narcoestados -y en su momento el Ecuador con Correa- practican terrorismo de estado. El caso de Bolivia es un ejemplo, país con 73 presos políticos y más de 2.000 exiliados políticos.

Ninguna de estas dictaduras respeta la Carta Democrática Interamericana, en cuyo artículo tercero establece los elementos escenciales de la democracia.

No se trata de política, esto es crimen organizado, se trata de la expansión de la dictadura cubana bajo el nombre de Socialismo del Siglo XXI o castrochavismo. El Foro de Sao Paulo nace para multiplicar los ejes de confrontación y es un instrumento del crimen organizado con el fin de destrozar la unidad nacional, por eso hablan de estados plurinacionales.

El 75% de los colombianos no quieren a Petro, ahí está la responsabilidad de los líderes políticos para evitar lo que ha sucedido en Perú y en Chile, el sectarismo da lugar al castrochavismo, tienen que existir procesos de unidad, mas allá de las conveniencias individuales.

La dictadura de Cuba es la que lidera este grupo de delincuencia organizada, controla, expande y ejecuta todos los mecanismos para reprimir. Ante esto hay dos acciones: una interna de resistencia civil y sanciones inhabilitantes.

Exposición de Carlos Sánchez Berzaín en el Foro Madrid – Bogotá. Febrero 18, 2022.

Fuente: Carlos Sanchez Berzaín